Busca tu receta

domingo, 19 de enero de 2014

Bavarois sencillo (crema bávara)

Bavarois
Si vais a Baviera no penséis que la crema bávara es típica de la zona puesto que no lo es. Como en otras recetas los nombres no corresponden con su origen. Aunque su popularidad se fundamenta en Francia, la receta original probablemente procede de Suiza (o al menos así lo reconocen los mismos franceses). Sea lo que sea, los bavarois (pronúnciese "bavaruá") se hacen siempre de la misma forma : una crema inglesa mezclada con nata montada, saborizada con frutas o alguna especia y finalmente gelatinizada.

Generalmente los bavarois se montan sobre una masa de bizcocho y cuando se gelatiniza se suele napar con alguna crema, sirope o salsa de frutas. Vamos a hacer un bavarois con sabor a vainilla montado en un bizcocho que compraréis ya hecho para ahorrar tiempo.

INGREDIENTES :

1/2 litro leche semidesnatada
150 gramos azúcar
4 huevos
1 rama de vainilla
200 ml (un vaso) de nata para montar
6 hojas de gelatina
1 base de bizcocho fina

Primero hacemos la crema inglesa.

Llevamos al hervor la leche para reducir el fuego al mínimo a continuación. Cogemos sólo las yemas de los cuatro huevo y los batimos con el azúcar con la batidora de varillas. Añadimos las yemas y la rama de vainilla a la leche. Subimos un poco el fuego y no dejamos de remover durante diez minutos. Vigilaremos para que la leche no hierva en ningún momento. Retiramos del fuego y reservamos.

Mientras ponemos la gelatina a remojar en agua fría. Escurrimos las hojas y las mezclamos con la crema inglesa cuando esté tibia.

Montamos la nata (también es posible utilizar la nata sin montar, pero queda más jugoso el bavarois con nata montada). Mezclamos la nata montada con la crema inglesa que acabamos de hacer.

Ahora vamos a emplear un molde de pastel con las paredes rectas. Suelo utilizar un molde de silicona pero también se suele emplear uno metálico con el fondo desmontable.

En el fondo colocamos el bizcocho. Encima vertemos la mezcla de crema inglesa y nata montada. Colocamos el molde en el frigorífico y en unas tres o cuatro horas habrá cuajado.

Un postre muy elegante y que una vez lo tengáis por la mano lo podréis hacer de frutas, canela etc.




No hay comentarios:

Publicar un comentario