Busca tu receta

miércoles, 10 de diciembre de 2014

Hojaldres de atún

Los hojaldres de atún son un entrante que se puede emplear en las fiestas que se avecinan o bien constituir el plato principal de una cena acompañado de una ensalada.

INGREDIENTES (6 personas) :

500 gramos de hojaldre (2 hojas, aproximadamente)
250 gramos de atún en aceite (2 ó 3 latas)
Un vaso y medio (300 ml) de salsa de tomate frito
Medio vaso (100 ml) de nata para cocinar
1 tomate seco
1 diente de ajo
Sal (?)
2 huevos
Aceite virgen extra de oliva

En primer lugar vamos a preparar el relleno. Para ello lo primero es abrir las latas de atún y escurrir el aceite que lleven hasta que queden bien secos.

A continuación vertemos un poco de aceite en una cazuela a fuego medio e incorporamos el atún bien desmigado acompañado de un diente de ajo sin pelar y el tomate seco picado. Añadimos la salsa de tomate y cuando se ha mezclado bien con el atún añadimos la nata y bajamos el fuego evitando en todo momento que hierva, pues se cortaría. Dejáis la cazuela destapada y mantenéis durante un máximo de 10 minutos hasta que la masa de relleno adquiere la consistencia de la mahonesa. Podéis probarla a ver si necesita sal, pero el atún en lata suele llevar más que suficiente.

Retiráis del fuego y dejáis enfriar a temperatura ambiente por completo. Esto es importante. Si no lo hacéis así al rellenar el hojaldre se saldrá por todos lados.

Cuando el relleno esté frío estiramos los hojaldres y los dividimos 10 secciones rectangulares cada uno. Con esto obtendremos 20 pasteles de atún, a 3 por comensal. El tamaño de los hojaldres no está prefijado, así que se pueden hacer del tamaño que queráis (por ejemplo obtener un máximo de 12, a dos por cabeza).

En el centro de cada rectángulo depositamos una cucharada del relleno y cerramos el paquete sobre si mismo no sin antes haber pintado con huevo batido por dentro los bordes del hojaldre. Para aumentar la fuerza del cierre lo mejor es marcar con un tenedor el borde del hojaldre. A continuación pintamos con el huevo batido restante por encima para conseguir un color bien dorado.

Precalentamos el horno a 200 grados e introducimos los hojaldres sobre un papel de hornear. Con 30 minutos será más que suficiente. Se pueden servir bien a temperatura ambiente o bien templados.


No hay comentarios:

Publicar un comentario