Busca tu receta

sábado, 21 de diciembre de 2013

Caldo de bogavante con azafrán

Caldo de bogavante con azafran
Suelen aparecer por estas fechas bogavantes congelados a un precio bastante asequible cuya calidad es media. Tal vez no son muy aptos para determinadas cocciones pero son muy útiles para realizar sopas, caldos, zarzuelas y otros guisos que suplan su falta de sabor. El caldo de bogavante con azafrán es un excelente entrante fácil de hacer y a un precio todavía asequible. Vais a quedar muy bien con él delante de vuestras visitas.

INGREDIENTES (4 personas) :

 Un bogavante de medio kilo, más o menos
2 cebollas
1 diente de ajo
Una zanahoria grande
Una rama de apio
Un poco de azafrán
Una cucharadita de cúrcuma (es para dar más color amarillo, pero si la cantidad de azafrán que se incluye es suficiente será prescindible)
Una rama de cilantro o perejil
Un pellizco de pimentón picante (opcional)
Aceite virgen extra de oliva
Sal

En una cazuela grande con un chorro generoso de aceite de oliva incorporamos las cebollas, la zanahoria y la rama de apio cortadas en juliana. Añadimos también el diente de ajo picado sin el germen.

Pochamos las verduras con un poco de sal para que la cebolla sude. Cuando están hechas añadimos el bogavante al completo y un litro y medio de agua embotellada. Llevamos a ebullición, cazuela tapada, y a partir de ese momento contamos seis minutos exactos (si el bogavante fuera de un kilo, serían doce minutos). 

Pasado el tiempo extraemos el crustáceo, lo abrimos y sacamos toda la carne disponible, incluida la contenida en las pinzas. Mientras hacemos esta tarea la olla debe seguir en ebullición tapada.

Desmenuzamos la carne y la reincorporamos a la cazuela. Añadimos el azafrán y si fuera necesario, la cucharadita de cúrcuma. Si además queréis la sopa un poco picante, añadid el pimentón picante. Dejáis hacer un par de minutos y a continuación rectificáis de sal.

Se sirve con el cilantro o el perejil fresco cortado a grosso modo y espolvoreado sobre cada plato. No hace falta decir que se sirven las verduras y la carne del bogavante. Queda una sopa algo clara, como un consomé. Para espesarla, si se quiere, se puede añadir un poco de arroz pero no suele ser necesario.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada