Gana un lote de Navidad

Busca en MHPC

Busca tu receta

sábado, 7 de diciembre de 2013

Ternera con bambú y salsa de ostras (Vietnam)

La verdad es que no guardo grandes recuerdos de mis viajes por el Lejano Oriente. No me entendía a nivel personal ni comercial con chinos,  coreanos o japoneses. Las anécdotas que guardo de aquellos viajes no suelen ser agradables y en aquella época las tomaba como si fueran pesadillas.  Así que no hablo a menudo de ellas.
En el sureste asiático las cosas mejoraban. Tuve buenas relaciones comerciales y disfrutaba con el modo de ser de los thailandeses y malayos, pero donde me sentía bien era en Vietnam. No se explicar el por qué, pero en Vietnam al fin respiraba y siempre la dejaba para finalizar mis viajes por Oriente no porque allí hiciera grandes negocios, sino por quedarme con buen sabor de boca.

He rescatado una receta muy típica del país que también he comido en China. Emplea varios ingredientes muy exóticos como el bambú tierno y la salsa de ostras. Ambos es posible encontrarlos en comercios especializados, en tiendas asiáticas y en las secciones de comida exótica de las grandes superficies. Todo el mundo sabe lo que es el bambú. En Oriente se emplean los brotes tiernos como si fuera cualquier otra verdura. Si no los encontráis podéis emplear espárragos verdes. La salsa de ostras no es un sazonador para este molusco, sino que se obtiene hirviendo ostras en salmuera. Se utiliza como potenciador del sabor.

Las semilla de sésamo yo no las suelo poner porque no me agradan, pero en esta receta son esenciales así que las consigno.

INGREDIENTES (4 personas) :
  • 400 gramos de ternera cortada en láminas finas (casi como carpaccio) pero si no tenéis wok utilizad carne cortada en cubos como si fuera para estofado
  • 250 gramos de tallos de bambú tiernos (o espárragos verdes)
  • 2 cebollas tiernas
  • 100 gramos de semillas de sésamo (mejor tostadas)
  • 3 dientes de ajo
  • Salsa de ostras
  • Sal
  • Pimienta
  • Aceite virgen extra de oliva o de girasol (sólo para wok). El aceite original es de palma o sésamo, pero es preferible emplear uno más cardiosaludable.
Si las semillas de sésamo no las tenéis tostadas tendréis que tostarlas vosotros mismos. Para ello ponéis una sartén al fuego y vertéis las semillas, removiéndolas continuamente. Vigilad esta operación porque es muy fácil que se quemen. A continuación las pasáis por un rodillo de amasar para que suelten el aceite que contienen. Reservad tanto las semillas como este aceite.

Si tenéis un wok añadís un par de cucharadas de aceite y pasáis la carne salpimentada hasta que está hecha. Se tarda poco - un minuto o dos - porque es carne de carpaccio. Si no tenéis wok emplead una sartén con un chorro considerable de aceite y pasad la carne, cortada como si fuera para estofado, hasta que está hecha.

Retirad la carne una vez esté hecha. En el mismo wok/sartén se sofríen los ajos muy picados, las cebollas cortadas en juliana y el bambú. Se mantienen en la sartén o el wok hasta que están tiernos. Se sazonan con sal, pimienta y la salsa de ostras (con una cucharada de esta última es más que suficiente).

Ahora volvemos a incorporar la carne al wok y las semillas de sésamo. Revolvemos bien durante unos tres minutos y listo.

Por si vais a Vietnam (una país precioso que recomiendo) o acudís a un restaurante vietnamita, el nombre de esta receta es BO XAO MANG.






No hay comentarios:

Publicar un comentario